Editorial Agrícola
Economía

¿En qué momento 'industrial' se hizo sinónimo de malo?

22/02/2022

Por Jesús López Colmenarejo, director ejecutivo de Grupo Editorial Agrícola

Es uno de los términos de moda los últimos tiempos: "ganadería industrial". Industrial, un término usado comúnmente en ciertos colectivos ambientalistas como un apellido con el que contraponen el modelo de producción intensivo a otros "extensificados", que a la vez intentan hacer análogos a "sostenibles", como si la sostenibilidad solo fuera ambiental.


Pretenden de esta forma que "industrial" tome una connotación peyorativa que de forma implícita se vincule en nuestro subconsciente a términos como nocivo, contaminante o de mala calidad. Somos una sociedad que olvida rápidamente, pero muchos aún recuerdan cómo era la sociedad española, nuestra ganadería y sobre todo nuestra alimentación antes de mediados del siglo XX, antes de su "industrialización".

El desarrollo de los años 60 permitió que la población española pasara de ser eminentemente agraria para ser industrial y terciaria, con el consecuente crecimiento de una clase media urbana mayoritaria y un aumento de la renta per cápita y de los salarios. Este aumento del nivel de vida acarreó una mejora de la calidad, cantidad y diversidad de nuestra alimentación, en la que tomaron fuerza cárnicos y lácteos. Pues bien, esta "democratización" de los alimentos de calidad se consiguió en gran parte por la industrialización de nuestra economía, incluida la del sector agrario español y por supuesto nuestra ganadería.

Según el Índice de Productividad Agraria del ERS-USDA, España es, junto con Noruega, el país europeo que más aumentó su rendimiento agroalimentario en el periodo 1971-2019. Este índice refleja la tasa de mejoras tecnológicas y de eficiencia teniendo en cuenta los conceptos tierra, mano de obra, capital y recursos materiales empleados en el proceso de producción.
En definitiva, como sector hemos llegado hasta donde estamos siendo más productivos, optimizando recursos e innovando durante décadas.

¿Realmente queremos volver a los niveles de producción de hace 50 años? Evidentemente, y aunque vivamos en una sociedad guiada por los "blancos y negros", los "conmigo o contra mí", esto no refleja una realidad en la que hay muchos modelos de producción intermedios". Precisamente, como país nos encontramos inmersos en programas de gestión de los fondos europeos que llegan tras la crisis de la COVID-19, entre los que destaca el PERTE Agroalimentario.

Este PERTE, que cuenta con un presupuesto de más de 1.000 millones de euros hasta 2023, se concibe como un conjunto de medidas para reforzar el desarrollo de la cadena agroalimentaria y dotarla de las herramientas necesarias para afrontar los retos medioambientales, digitales, sociales y económicos de la próxima década.

Pues bien, 400 millones de euros van dirigidos al apoyo específico para la industria agroalimentaria, con el objetivo de mejorar sus procesos de producción, vinculados con su competitividad, sostenibilidad y trazabilidad de la producción de alimentos. Sí, industria.

Otros 450 millones de euros se dedicarán a medidas concretas para apoyar la adaptación digital en toda la cadena de valor (producción, transformación y comercialización) y finalmente casi 150 millones de euros van dedicados a medidas de apoyo a la innovación y la investigación para lograr un sector agroalimentario competitivo en todos los eslabones. Tecnología, innovación, rendimiento, sostenibilidad, competitividad, empleo... todos esos también son valores de nuestra industria agroalimentaria, que ocupa nada menos que el cuarto puesto en valor de cifra de negocios (10,9%), solo por detrás de Francia (19,5%), Alemania (16,9%) e Italia (13,3%).

La industria, la cárnica y la láctea, que son las que nos incumben en este espacio, se nutren de la producción ganadera, más o menos intensificada. La cadena agroalimentaria es muy diversa, hay intereses contrapuestos, ciertamente, pero no olvidemos que juntos somos más fuertes.

Informaciones relacionadas
Tags:

<< volver

Zona Privada

Acceso al área privada de la web

Identificación usuario
Editorial Agrícola Conocer la agricultura y la ganadería Libros Agrigultura Ganadería Más que máquinas WEB TV